El intercambio comercial con Brasil arrojó en septiembre un superávit de u$s 6 millones.

Constituye el primer resultado positivo para nuestro país desde el 2014, informaron consultoras privadas a partir de datos del Ministerio de Industria brasileño.

El comercio bilateral, según publica Ámbito.com, sumó u$s $ 1.860 millones, un 17,5% inferior al registrado el año anterior, consecuencia del descenso del 35,2% de las importaciones procedentes de Brasil, a u$s 927 millones, y a pesar de que las exportaciones argentinas aumentaron 13,1%, para sumar u$s 933 millones.

“Argentina logró revertir el rojo comercial con Brasil por primera vez desde el 2014. Esto se explica por un fuerte retroceso de nuestras importaciones (principalmente vehículos de pasajeros, transporte de carga y maquinaria) como consecuencia de la más que notable depreciación del peso y la recesión económica por la que transita nuestro país”,informó hoy Ecolatina en base a datos oficiales brasileños.

También durante septiembre, las exportaciones “mantuvieron su expansión, siendo los vehículos de carga y pasajeros y el trigo en grano los que explican mayormente esta dinámica, la cual se dio a raíz de la mayor competitividad cambiaria ganada por Argentina y mayores excedentes en el mercado local”, agregó el informe.

Para el último trimestre del año “estimamos que esta dinámica” de mejora en la balanza comercial “se mantenga e incluso se profundice teniendo en cuenta los nuevos niveles del tipo de cambio en nuestro país y la mayor recesión esperada”, dijo Ecolatina.

En consecuencia, el rojo bilateral con Brasil se ubicaría en torno a u$s 4.500 millones, mostrando una significativa mejora en comparación al déficit de u$s 8.200 del año pasado, estimó la consultora.

En sintonía, el informe elaborado por ABECEB muestra que “hacia adelante, en un contexto de retracción de la actividad en el país, una marcada alteración de la paridad cambiaria y buenas perspectivas para los principales rubros de exportación bilateral generan espacio para que el déficit bilateral se recorte a la mitad respecto de los u$s 8.000 millones del año pasado”.

Al respecto, ABECEB destaca que “el dinamismo de las exportaciones viene de la mano de las mayores ventas a Brasil de vehículos de carga, trigo en grano, automóviles de pasajeros, aceite de soja en bruto, aluminio en bruto, maíz en grano, malta no torrada y aceleraciones catalíticos”.

No obstante, aclara que a medida que se empiecen a “jugar” bases de comparación más exigentes, “veremos que las exportaciones a Brasil irán convergiendo a expansiones menos sobresalientes” concluye ABECEB.